img-home-ponentes

Begoña Cristeto, KPMG: “Ninguna empresa puede abordar el reto de la transformación digital en solitario”

Begoña Cristeto, socia de KPMG en España y exsecretaria general de Industria y de la Pyme, estará en Foro Emergentes 2019 para hablar de los cambios trascendentales que se están produciendo en el sector de la automoción.

En 1989 Begoña Cristeto ingresó, por oposición, en el Cuerpo Superior de Técnicos Comerciales y Economistas del Estado. A partir de 2001 desempeñó diferentes cargos de alta responsabilidad en la Administración. Fue fundadora y consejera delegada de Invest Spain (Sociedad Estatal para la Promoción y Atracción de Inversiones Exteriores), secretaria general de la AECID o consejera delegada de Enisa.

Siendo secretaria general de Industria y de la Pyme,  en 2015 puso en marcha la estrategia de Industria Conectada 4.0 en España. Fue el primer compromiso firme de la Administración por impulsar la digitalización del sector. Durante ese periodo también representó a España en la Agencia Espacial Europea (ESA) y en el consorcio de AIRBUS. Igualmente, Cristeto ha formado parte de 11 consejos de administración, entre ellos SEPI, Navantia e Inveready.

En septiembre de 2018 abandonó el sector público para incorporarse, como socia, al equipo de Mercados de KPMG en España.

Pronto se cumplirá un año en su nueva actividad ¿Cómo está siendo esta etapa profesional?  

“Apasionante y enriquecedora en la medida que me permite trabajar con el sector industrial de una manera más directa, teniendo un conocimiento más profundo de sus necesidades y retos, y pudiendo ayudar a las empresas en la definición e implementación de sus estrategias con todo el apoyo y el conocimiento de una gran firma como KPMG”.

A nivel industrial, una de las mayores revoluciones se está produciendo en el ámbito de la automoción, tema de su conferencia en Emergentes ¿Cuáles son las claves de lo que está ocurriendo? 

“El sector de automoción, a nivel mundial, se está enfrentando a cambios profundos y disruptivos como consecuencia de su necesaria adaptación al nuevo contexto económico, tecnológico y político. Un contexto marcado principalmente por la incertidumbre geopolítica, la transformación de nuestro sistema económico hacia una economía descarbonizada y sostenible, y los cambios tecnológicos que se están produciendo impulsados por la industria 4.0, no sólo en los procesos productivos, o incluso en las infraestructuras físicas y lógicas de producción de la industria, sino también en la propia evolución de los modelos de negocio como consecuencia de las nuevas demandas de servicios de movilidad de los usuarios. La industria 4.0 está ya produciendo cambios trascendentales en la producción con la automatización del proceso de manufactura, y con la interconexión proporcionada por proveedores e incluso por usuarios. Es necesaria la digitalización de toda la cadena de valor, desde el suministro, la distribución y comercialización, pasando por la producción en fábricas”.

De todas las tecnologías involucradas en la industria 4.0, ¿cuáles son las que más están impactando en la industria de la automoción?

“La transformación digital en el sector de automoción se sustenta fundamentalmente en la robótica, la realidad aumentada, la fabricación aditiva, internet of things, el big data, la ciberseguridad,… Sin embargo, destacaría la trazabilidad de los datos, la conectividad y la gestión de la información como piezas clave dentro del proceso productivo. Especialmente, por la aparición de un nuevo ecosistema de movilidad basado en un vehículo más sostenible, conectado, personalizado, seguro y bajo demanda. La conectividad es claramente el requisito previo más importante para la provisión de servicios y contenido adicionales provistos en el automóvil y enfatiza la necesidad de una interfaz hombre-máquina fácil de usar y sin problemas, que será cada vez más importante en el nuevo ecosistema”.

Usted ya conoce Emergentes, estuvo en la primera edición de 2017 ¿Qué supone este foro?

“Sin duda, Emergentes es un foro de conocimiento e intercambio de experiencias inigualable. Para abordar con éxito los retos de la industria 4.0 es necesario configurar ecosistemas. Ninguna empresa puede abordar el reto de la transformación digital en solitario. La colaboración entre la industria, el sector tecnológico, el ámbito investigador-académico y los profesionales es clave para definir una visión estratégica y para crear la hoja de ruta que lleve al éxito. Los puntos de encuentro, como Foro Emergentes, son necesarios para hacer realidad la transformación digital de nuestras empresas”.

Como una de las personas que más y mejor conoce el tejido empresarial de España y su grado de digitalización ¿Cuál es su valoración global sobre el momento actual?

“En 2015, cuando en la Secretaría General de Industria definimos la estrategia Industria Conectada 4.0 teníamos claro que tenía que ser integral, que tenía que tratar todos los ámbitos del necesario proceso de transformación digital. Éramos conscientes de que una realidad tan compleja requería una estrategia omnicomprensiva, que mejorarse el conocimiento y la información sobre el proceso de digitalización, que favoreciese la creación de espacios colaborativos y que estuviera comprometida en la búsqueda de fuentes adicionales de financiación. Creo que también es importante recalcar que la nuestra era una estrategia que supo colocar a la empresa en el centro de su concepción y desarrollo, y que puso en marcha instrumentos de apoyo para su implementación en los distintos momentos de su transformación digital. Hoy, cuatro años después, la transformación digital es la segunda prioridad estratégica de las empresas españolas,  solo por detrás de la mejora de los procesos. Según el informe Perspectivas España 2018,  ocho de cada diez empresarios españoles afirman haber puesto en marcha programas de digitalización. Gracias a esto, el 52 % dice haber mejorado la relación con los clientes y el 48 % asegura que ha logrado reducir costes y mejorar la eficiencia. La digitalización de nuestra industria está en marcha, nuestro objetivo ahora debería de ser que ninguna empresa se quede atrás”.

Ahora, como espectadora ¿cree que se está avanzando en las políticas industriales y la implantación tecnológica? 

“Es importante resaltar qué entendemos por política industrial en plena revolución tecnológica. En este sentido la mejor definición es la propia de la Unión Europea, según la cual la política industrial tiene por objetivo instaurar unas condiciones marco que favorezcan la competitividad industrial. Esto significa que ahora, más que nunca, debe tener un carácter horizontal. Tiene que estar plenamente coordinada e integrada en otras políticas económicas y sociales, como son las políticas de innovación, energéticas y de medio ambiente, empleo, infraestructuras, educación, etc. La industria es un motor muy importante de nuestra economía, y por ello se debería articular una política industrial con visión a medio y largo plazo, instrumentada a través de líneas de actuación sostenidas en el tiempo. El sector industrial debe incluirse, de manera decidida, en la agenda política del Gobierno, de los diferentes partidos políticos y del conjunto de los agentes políticos, sociales y económicos”.

La conferencia de Begoña Cristeto será el 2 de octubre a las 12.00h: “Automoción 4.0, hacia el nuevo sector de la movilidad”.

PATROCINADORES PLATINUM